miércoles, 11 de febrero de 2009



Es una mujer que tiene ausencias.
Se despierta y tiene una brecha en la ceja.
!ah, la felicidad se cae en pequeñas gotas redondas rojas en las baldosas!.
Su marido se separa de ella, porque se cae aquí, se cae allá..ya no la aguanta más.
Me enseña en un pequeño cartón, visitas y visitas al neurólogo.
"No dan con ello, no dan con ello, me han subido las dosis. MIre el calendario, es de hace dos años.Los círculos azules son ausencias sin caerme al suelo.Los rojos son al suelo"
Tiene una brecha en la ceja,hay que darle puntos. Una cicatriz en la frente, otra cicatriz en la nariz...
Me mira como una boxeadora, que no está preparada para el próximo asalto , resignada.
Se despierta y está en el suelo, se despierta y está sentada en otra sillla, se despierta y caen gotas redondas, rojas sobre su falda .
Es una mujer que tiene ausencias.
Se esta separando.
" Nunca tendré más cariño; vivía feliz, y mireme".
Se llama Dolores.

7 comentarios:

kanif dijo...

Seguramente estaría mejor si alguien la llamase con cariño Lola.
Un abrazo, doctora.

sonia dijo...

Tienes mucha razón.Cuando vi que se llamaba Dolores, me resultó amargo.
Lola es más alegre, y sería un buen empiece.

Un abrazo, creador.

Io dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
sonia dijo...

El marido no entendía por qué no acababa de estar bien, creo que era superior a él, le daría miedo?.
He conocido otro caso tamibén tremendo, una mujer con una enf degenerativa neurológica, está en silla de ruedas, extremadamente delgada, bueno el marido un día despareció, leva más de 20 años sin saber nada de él. En este caso ella tenía hijos.

kanif dijo...

No,Io, lo que condiciona a la persona es el cariño. da igual que no le llamen Lola. La palabra importante de la frase era "cariño"

Io dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Rafa dijo...

Me ha encantado. Qué pena que sea real, y cuántos secretos alberga nuestra salud todavía.
Con hombres como esos maridos que seguro que hicieron la pantomima de "la salud y la enfermedad", ¿quién necesita enemigos?
El día que mi especie deje de defraudarme, ese día, ¿será que nos habremos convertido en algo mejor?

Contribuyentes