miércoles, 18 de febrero de 2009


Vuelve a surgir la polémica sobre la Vacuna del Papiloma HUmano.
En realidad surge la polémica sobre la utilidad de vacunas ,digamos, de complacencia: Prevenar, Rotarix y Varivax.
Estas vacunas donde si bien tendrían unas grandes repercusiones sanitarias, serían en aquellos países donde el pneumococo, el virus de la varicela o el rotavirus puede llegar a matar a los niños, dados sus estados de malnutrición e infecciones sobreañadidas, la falta de recursos de agua potable, etc.
INFORME DEL GOBIERNO VASCO(SANIDAD) SOBRE VACUNACION PAPILOMA
En Osakidetza la vacuna en contra del Papiloma HUmano, se pone desde el año 2008.
La pugna entre dos grandes laboratorios se escuccha aún de fondo en forma de rugidos y zarpazos ,ellos Glaxo/Smith y el otro Sanofi Pasteur.
Los dos cubren a los virus oncogénos 16 y 18 que se ve relacionados con el cáncer de cervix en las mujeres, pero no hay que olvidar que el virus de papiloma no son dos viris son apenas 100, digo apenas, porque en ambas vacuna hay una pequeña muestra de los representativos.
Dejemos que en años venideros otros virus de los 100 restantes ocupen el nicho ecológico y sigan produciendo cáncer.
Ni que decir que este cáncer es muy frecuente en países en vias de mantenimiento de su pobreza (eso del desarrollo me parece una ironía absurda).
¿qué más?
Sí, unas niñas ingresadas por convulsiones en españa se cree, debido a esta vacuna.
En EEUU han dado 16.000.000 de dosis y murieron algunas niñas, en españa van dando 1.000.000 de dosis más o menos.

Conclusión:
Asistimos a unos años, en los que la Sanidad es una baza para ganar elecciones.
Las vacunas,que no son desde un punto de vista de la sanidad pública necesarias se hacen imprescindibles.
Los grandes laboratorios compiten y presionan a las Sociedades Científicas..en este panorama tan desolador algún atisbo de esperanza, Catedráticos de Salud Pública que intentan poner el sentido común en primer plano y que cuestionan los cientos de millones para prevenciones muy basadas en pies de barro.
Sin ir más lejos leer el informe que os pongo donde al final dicen:" Las mujeres deberán seguir realizando las pruebas de screnning para el cáncer de cervix"
Y es que nada está probado, salvo el screeening.
Screnning que es la medida a mantener.

Votos por pinchazos.

6 comentarios:

kanif dijo...

Somos juguetes en manos de los poderosos...
Lo que yo me pregunto es: ¿por qué tanto empeño en despojarnos de nuestros cuatro miserables duros?
Evidentemente, los enfermos son ellos.

M i K e L dijo...

PLAS PLAS PLAS Sonia. Se lo voy a enlazar a mis chicas.

javi dijo...

Sonia por favor, que yo solo con ver esa jeringa me desmayo.
Ahora que se acerca la primavera, hablanos de las flores, los pajaros, las pájaras, del amor .....

Io dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Io dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Rafa dijo...

Qué bueno Sonia, al menos estas cuestiones preocupan a algun@s ciudadan@s. Hacía unos días qu eno me pasaba por aquí, pero veo que el nervio sigue bien templado, jeje.
Este es el estado vergonzoso del N-E-G-O-C-I-O farmaceútico. Todo cambiaría si la enfermedad dejase de ser un "argumento de venta" y los medicamentos "mercancía". Salud y enfermedad no pueden estar sometidos a la lógica del beneficio y el capricho del mercader. Mientras alguien se lucre con la enfermedad, no dejará de existir ese Jinete... Es de pura lógica, y la ideología dominante da carta de naturaleza a semejante aberración, así nos va...
Y los planes que tiene el neoliberalismo para los sistemas sanitarios son para temblar. Lo jodido es que hay profesionales sanitarios en Madrid contentos con las "soluciones" de Espe. Para mí son cómplices del desmantelamiento progresivo de una de las cosas buenas de nuestra sociedad. Habrá que vigilar de cerca Madrid, que es ahora el ariete neoliberal, el campo de experimentación en el que el capitalismo de rostro humano va agriando el gesto y dejando atrás la corrección, las formas democráticas, para volver a una chuleria falangista que asusta.
¡¡Que San Keynes nos asista!!
;)

Contribuyentes