domingo, 27 de julio de 2008



Entraste por la ventana.
Sin fortuna..
solo tú.
"Es el destino", me decías.
Con tu paracaidas a vueltas,por todas las esquinas,
hilos y telas trasparentes,
"tú eres mi tristeza, tú eres mi tesoro"
ay!
Me hiciste sangrar en la mejilla
"en un beso la vida, en un beso la muerte"
tambalenándote...
caíste a mi lado.
Un angelito bajó y te subió en sus alas.

Mosquito, venenito y vampiro.

2 comentarios:

kanif dijo...

Mosquito, mosquito,
de tu lado me quito.
Pequeño bichito,
zumbido insidioso,
aléjate, vuela,
yo no te molesto.
No quiero tu beso
surtidor de lágrimas
portador de rezos.

sonia dijo...

Hubo una vez, un Párroco de Donosti, que en el momento de la consagración al beber el vino dulce no se dió cuenta que había dentro una avispa, que había llegado atraída por un tulipan que estaba junto a otras flores en un gran jarrón bajo el púlpito.
Noto un dardo en el fondo de la garganta,al dar el primer sorbo mientras el vino resbalaba por el resto de la garganta.
Murió agarrado a la copa dorada, axfisiado, mirando hacía el coro.

Zuretzat.
Musus Kanif..( en recuerdo a copón)

Contribuyentes